Desarrollado por Julio Abel del Piero López Montalvo
Desarrollado por Julio Abel del Piero López Montalvo

Editorial APENFFAAPONA

CAJA DE PENSIONES MILITAR POLICIAL

Para cerrar nuestro ciclo editorial de exposiciones de las principales normas que nos afectan directamente como pensionistas de los sectores Defensa e Interior, ahora nos ocuparemos de la naturaleza jurídica de la Caja de Pensiones Militar Policial (CPMP) y de algunas consideraciones concernientes a su estado actual.

La CPMP fue creada por el D.L. N° 21021 del 17 de Diciembre del año 1974, dentro del marco pensionario del D.L. 19846 que en su sexta disposición complementaria ordena su funcionamiento real a partir del 1° de Enero del año 1974, para administrar los fondos pensionarios de todos los militares y policías egresados de sus escuelas de formación, tanto de Oficiales como de Suboficiales como para quienes se asimilen al servicio con grado efectivo a partir de esa fecha. La CPMP fue creada como “Persona Jurídica de Derecho Público Interno” con autonomía administrativa, económica, financiera y legal bajo el ámbito de control de la Contraloría General de la República y la supervisión de la Superintendencia de Banca, Seguros y AFP (SBS). El D.L. 21021 fue reglamentado por el D.S. N° 005-GU-SGMG del 22 de agosto de 1975.

No podemos dejar de observar que, a pesar de ser una Institución tan gravitante dentro del sistema previsional de militares y policías, pocas veces ha merecido la atención y el interés por parte de la comunidad militar policial y mucho menos un compromiso real por su situación financiera. Durante décadas se le dejó funcionar como si fuera un cuerpo extraño a nuestras Asociaciones de Retirados. Ha sido y es tan gravitante su situación financiera que su insolvencia ha incidido grandemente en – Y en gran medida ha servido para JUSTIFICAR – la reforma de todo el Sistema Pensionario de militares y policías, en el cierre definitivo del D.L. 19846 y la creación de un nuevo Sistema Pensionario a partir del mes de Diciembre del año 2012. No haberse interesado debidamente por la situación de la CPMP y no haberla defendido oportunamente ha traído funestas consecuencias para todos los pensionistas, sean estos aportantes o no a su fondo que administra.

Actualmente, su situación financiera es deficitaria y presenta una Reserva Técnica negativa que sobrepasa largamente su capacidad de atender sus obligaciones previsionales al punto que el estado (Que le tenía una deuda de 1320 millones de soles) le tiene que inyectar trasferencias periódicas para cumplir con sus pagos. Mención aparte merece los compromisos asumidos para terminar de cancelar los devengados provenientes de la mala aplicación del D.U 011-99 cuyas gestiones las venimos realizando. En nuestro próximo número informaremos sobre este particular.

El Consejo Directivo